¿Cómo facilitar el proceso de duelo por fallecimiento?

Todas las personas a lo largo de la vida atravesamos por momentos difíciles, situaciones y conflictos que nos ponen a prueba una y otra vez, entre ellos se encuentra la pérdida de los seres queridos.

Sin lugar a dudas, perder a una persona amada es una de las situaciones más dolorosas a las que estamos expuestos y en la que nos vemos obligados a atravesar por un proceso de duelo.

Hablamos de “duelo” para referirnos a ese periodo de tiempo en el que atravesamos por una serie de sentimientos, emociones y conductas que van cambiando a medida que pasa el tiempo después de haber sufrido una pérdida, en este caso, de un ser querido.

Durante este duro proceso, nos podemos encontrar dominados por diferentes emociones complejas y confusas como son la tristeza, la ira, la culpa, la apatía, entre otras. Nos podemos llegar a sentir sumamente abatidos e icomprendidos, nos aislamos y tenemos la sensación de que nuestro sufrimiento no va a tener fin.

Pero, ¿cómo podemos atravesar este doloroso proceso?, ¿podemos hacer algo para eliminar este enorme dolor?Desafortunadamente es imposible que dejemos de sentir dolor, sobre todo en un momento como este. Por lo que si ahora mismo estás atravesando un proceso de duelo, seguramente nada de lo que te digan o de lo que puedas hacer en este momento va a poder aliviar tu dolor y es normal que así sea.

Sin embargo, también tienes que saber que siempre hay cosas que se pueden hacer para lidiar mejor con el dolor y atravesar el duelo de la mejor manera posible. De hecho, el objetivo del proceso de duelo es que después de haber atravesado por esa serie de etapas duras y confusas, puedas sentirte mejor y continuar con tu vida experimentando nuevamente momentos de alegría.

A continuación voy a sugerirte algunos consejos de lo que es recomendable hacer para atravesar de manera sana esta difícil situación.

  1. Comparte tu dolor: Es recomendable compartir con personas cercanas como la familia y amigos el dolor que se está experimentando y no guardarse todo para uno mismo. Lo que ocurre cuando compartes el dolor es que le puedes ir dando cada vez más nuevos significados, los cuales ayudan a soportarlo mejor y a ir reduciéndolo.
  2. Rodéate de familia y/o amigos. Es necesario evitar aislarse y quedarse sólo todo o casi todo el tiempo. De hecho, algo que es de gran ayuda para atravesar el proceso de duelo de manera sana, es estar rodeado(a) de personas queridas. Así que es importante que te mantengas en contacto con la familia y los amigos y que trates de pasar más tiempo con ellos.
  3. Desahógate: A pesar de que generalmente el consejo que nos dan las personas que nos rodean son los siguientes: “tienes que ser fuerte”, “a esa persona no le gustaría verte llorar”, “no llores, tranquilízate”, etc. Lo peor que puedes hacer es reprimir tu dolor y dejar de expresarlo. ¿Cómo no vas a llorar cuando has perdido a alguien importante para ti?, ¿por qué ibas a estar tranquilo(a) ahora? Cuando lloras y te desahogas, también sueltas y eso es lo que te va a permitir seguir avanzando e ir liberándote poco a poco del dolor.
  4. No te abandones: Debido a la tristeza y a las molestas emociones a las que nos enfrentamos durante el duelo, algunas ocasiones podemos incluso olvidarnos de nosotros mismos y dejar de cuidarnos. Así que es indispensable que mantengas el respeto por ti mismo y no te olvides de cubrir tus propias necesidades. Esto implica por ejemplo, asegurarte de comer bien, respetar horarios, cuidar tu aspecto físico, asearte, etc.
  5. Evita tomar decisiones importantes: Es recomendable evitar tomar decisiones impulsivas y drásticas. Por lo que es importante que en la medida de lo posible se posponga cualquier tipo de cambio drástico como puede ser el mudarse de casa, irse a vivir a otra ciudad o país, cambiar o dejar el trabajo, etc. De hecho es aconsejable no tomar este tipo de decisiones por lo menos durante un año.
  6. Terapia psicológica: En algunas ocasiones, existe el riesgo de que la persona pueda quedar estancada en el proceso de duelo. Si esto sucede, es recomendable asistir con un profesional quien servirá de guía y apoyo emocional para que pueda avanzar y superar este proceso. Sin embargo, no necesariamente se tiene que estar estancado(a) en un proceso de duelo para asistir a terapia, se puede simplemente optar por buscar ayuda de un profesional para ir sobrellevándolo independientemente si el duelo es muy complicado o no.

Espero que esta serie de pautas hayan sido de tu agrado pero que sobre todo hayan aportado algo positivo a tu vida y puedas ayudarte a ti mismo(a) y/o ayudar a otra persona que este atravesando por este proceso.

Autora: Marissa Glover Aguilar – Psicóloga (Blog personal)

Fuente: elfunerariodigital.com