La Fundación Santander Creativa premia el proyecto ‘Una isla en un barrio’, con visitas al cementerio británico

La Fundación Santander Creativa (FSC) de Santander ha premiado el proyecto ‘Una isla en un barrio’, con la convocatoria de ayudas Cultura Emprende, para dar a conocer el cementerio británico -también conocido como ‘de los ingleses’- ubicado en el barrio de Cazoña en Santander.

Dar a conocer algo tan importante como su historia, y la de la ciudad. En este camposanto, que albergará visitas guiadas en agosto y septiembre, descansan los restos de más de 120 personas, muchas de las cuales contribuyeron al desarrollo industrial de finales del siglo XIX.

Algunos eran ingenieros ferroviarios, otros empresarios, diplomáticos extranjeros, marineros y soldados ingleses de la época. Todos eran protestantes y fueron enterrados en este espacio urbano ante la imposibilidad de yacer en cementerios católicos.

Los promotores de esta iniciativa, Itsaso Iribarren y Germán de la Riva, dos creadores e investigadores en arte, conocieron la existencia de este enclave y comprobaron el potencial que tenía para contar la historia de la capital cántabra a partir de las vivencias de las personas que allí reposaban.

Desde entonces, comenzaron a realizar una investigación artística e histórica -indagando en la memoria colectiva, estudiando documentos históricos y profundizando en la arquitectura del cementerio- para estudiar el espacio y compartir su historia con vecinos y visitantes a través de distintas actividades.

A la presentación del proyecto, este martes en Enclave Pronillo, han asistido la alcaldesa y presidenta de la FSC, Gema Igual, la concejala de Cultura, Deportes y Transparencia, María Luisa Sanjuán, la directora en funciones de la FSC, Almudena Díaz y los responsables de la iniciativa.

VISITAS GUIADAS

La primera acción que realizarán serán las visitas guiadas a esta “isla”, que se desarrollarán los próximos 23, 24, 25, 30, 31 de agosto y 1 de septiembre a las 11.00 y 12.30 horas. Se trata de una propuesta especial, diseñada con un formato híbrido, que combina la tradicional visita guiada con el arte de la performance para que los participantes se acerquen de un modo diferente a la historia del cementerio.

Los grupos estarán formados por un máximo de 25 personas que, en todo momento, irán acompañados de dos performers y facilitadores que harán las funciones de guiado y acompañamiento. Cada visitante contará con unos auriculares para escuchar los textos explicativos y el contenido de la visita así como las instrucciones de las dinámicas propuestas, los sonidos ambientales y la música. Los interesados en realizar el recorrido tendrán que inscribirse enviando un correo a unaislaenunbarrio@gmail.com indicando nombre y DNI y el día y hora del pase al que se quiere asistir. Se podrá solicitar un máximo de dos entradas por persona y las visitas serán gratuitas. Toda la información se puede consultar también entrando en www.unaislaenunbarrio.com.

EXPOSICIÓN, CONFERENCIA, LIBRO Y WEB

La segunda parte de la investigación se formalizará en diferentes soportes. Todos los documentos generados, la información del proceso de creación, las metodologías usadas y los testimonios rescatados serán compartidos con el público a través de una exposición que recogerá fotos, vídeos y otros materiales, una conferencia, la publicación de un libro de artista y la web, que servirá como archivo online. Los organizadores de este proyecto trabajan conjuntamente desde hace más de diez años. Sus creaciones han podido verse en lugares como Festival BAD, la Fundición de Bilbao, la Fundación Mapfre en Madrid, el Centro Botín o el Centro Cultural San Martín de Buenos Aires.

Sus piezas han sido reconocidas con premios como el de Creación Artística del Ayuntamiento de Pamplona en 2018 o el Primer Premio del Certamen de Textos Teatrales del Teatro Circo Price de Madrid, en 2014. La historia de la danza, las formas contemporáneas de vida y la relación entre el cuerpo y los procesos industriales son algunos de los temas que han abordado a lo largo de su carrera.

En 2017, dirigieron una experiencia similar a ‘Una isla en un barrio’ en el Cementerio Británico de Madrid como encargo del Teatro Circo Price. El proyecto en el camposanto británico de Santander ha contado con la colaboración de la comisaria y gestora cultural Carmen Quijano, los músicos Robert Navarro y Nuria Velázquez, la investigadora Ana Fernández, la artista Aranzazu Viana y el fotógrafo Javier de la Riva. Además, la iniciativa ha sido posible gracias a la colaboración de la Iglesia Evangélica Española de Santander, situada en la calle Gómez Oreña 11, con vigencia en la ciudad desde el año 1869 y encargada del cuidado y conservación del espacio.

Fuente: elfunerariodigital.com